Peruano triunfa tras inventar el mejor caño ahorrador

Tags: , ,

Peruano triunfa tras inventar el mejor caño ahorrador

En el año 2000 César Herrera diseñó un caño que puede ahorrar hasta el 85% de su consumo, evitando un gran desperdicio de agua. El grifo fue premiado por su innovación y contribución en el ahorro de recursos naturales; no obstante, ha debido esperar varios años para que su uso empiece a masificarse.

Al cepillarnos los dientes o enjabonarnos el rostro muchas personas dejamos el grifo abierto. Vemos el agua caer, pero no cerramos el caño pese al gran desperdicio. “Solo en el lavado de dientes y rostro se pueden dejar correr hasta cinco litros de agua”, subraya César Herrera, un técnico electricista graduado del Senati que siempre anda dándole vueltas a ideas innovadoras.

Es así que en el año 2000 César –quien por entonces tenía cuarenta años- inventó un “grifo ahorrador”. Con un diseño sencillo pero altamente eficiente, buscaba corregir el efecto de este mal hábito de las personas.

Al grifo tradicional le introdujo una varilla con una válvula en la parte superior, el cual bloquea de forma automática la salida del agua. La varilla solo requiere ser desplazada con los dedos, de forma horizontal, para dejar pasar el agua, de manera que cuando las manos se retiran, el caño se cierra al instante.

Con este simple mecanismo se puede llegar a ahorrar hasta el 85% del agua que se utiliza al lavarse las manos, rostro, cepillarse, y demás actividades en los lavatorios. Para ver una demostración al usar el nuevo grifo hacer click en este enlace.

La patente fue registrada en Indecopi y obtuvo uno de los primeros lugares en el concurso anual de inventores organizado por esa entidad. Gracias a este galardón, en el 2001 Herrera viajó a Suiza para participar en el Salón Internacional de Inventores, logrando para el Perú la medalla de bronce. Su invento fue destacado como “un aporte a la humanidad”, en medio de las advertencias de escasez mundial de agua.

Un largo camino

La masificación del producto no fue fácil. La primera prueba la tuvo en su propio hogar. “Al instalar el nuevo grifo mi esposa lo vio con extrañeza. Al inicio le pareció un poco incómodo, por lo que apliqué algunos cambios como hacer la varilla más larga. Poco a poco ella y mis hijos se fueron acostumbrando”, recuerda Cesar. “Es cuestión de habituarse y los resultados en ahorro se ven al instante”, destaca.

En los primeros años César trabajaba prácticamente solo. Producía para pedidos particulares e ingresó su grifo a una cadena de tiendas de productos para el hogar. Pero no desarrolló ningún tipo de publicidad, por lo que las ventas eran escasas, alrededor de 100 unidades al año.

Así transcurrieron algunos años hasta que en el 2010 empezó al despegue cuando César se asoció con Enterprise, una compañía especializada en comercialización de productos y servicios. “El grifo tenía un gran potencial, pero había que hacer una gran promoción, un trabajo de hormiga”, recuerda José Juárez, gerente comercial de Enterprise.

Entonces la compañía empezó a realizar presentaciones en diversas entidades públicas y privadas, que cuentan con varios servicios higiénicos y podrían estar interesadas en ahorrar costos en el uso del agua de los lavatorios.

Sin embargo, había un gran escepticismo en los clientes sobre el gran nivel de ahorro prometido. “Tuvimos que ofrecerles instalaciones gratuitas en sus locales, costeadas por nosotros, de manera que los grifos estén en fase de prueba por uno o dos meses. Al observar los resultados, recién podrían comprarnos los grifos. Así empezamos con el municipio de La Molina, al cual le llegamos a vender cerca de 220 grifos para varios de sus locales”, refiere José Juárez.

Las ventajas del grifo Enterprise saltan a la vista. En el 2007 obtuvo la certificación de Sedapal como un “Grifo ahorrador” y lo ubicó en el primer lugar de su ranking con un 85% de nivel de ahorro. En un lejano segundo lugar en el ranking se ubica el grifo con llave temporizada (donde la llave se presiona y el agua sale por unos segundos) que tiene un ahorro de 61%. “Pero el precio del temporarizador es tres veces superior al grifo Enterprise. Nuestro grifo se vende a S/.79. Incluso nosotros estimamos que el ahorro de Enterprise llega al 90%, en base a mediciones con nuestros equipos y estadísticas con nuestros clientes”, destaca Juárez.

Otro grifo ahorrador es el que tiene sensores electrónicos que detectan el movimiento. Allí el ahorro solo alcanza al 57%, según las mediciones de Sedapal, y el precio por cada grifo bordea los S/.800, de acuerdo a cada marca. “La diferencia en ahorro con esos otros dos grifos está en que aún se mantienen abiertos por unos segundos pese a que no se están utilizando, en cambio en el grifo Enterprise el cierre es automático”, anota Juárez.

“La UPC nos compró el Enterprise para renovar sus grifos electrónicos en sus tres campus y también los instalará en su futuro campus en San Miguel. En total les hemos vendido 650 unidades”, agrega el ejecutivo.

A la fecha Enterprise ya ha vendido cerca de 10 mil grifos a más de 200 empresas de diversos rubros, desde entidades públicas como ministerios y municipios, además de hospitales, bancos, gimnasios, restaurantes, universidades, institutos, colegios, entre otros. En el primer semestre del 2014 las ventas promediaron las 500 unidades al mes.

Seguramente en algún baño público ya nos hemos topado con un caño de este diseño. “Este grifo es único en el mundo. Y es un orgullo que haya sido diseñado por un peruano”, destaca Juárez.

El “Grifo ahorrador” ya traspasó las fronteras del Perú, pues desde el 2012 Enterprise empezó a exportar a Colombia y Bolivia.

Ecoeficiencia

No obstante la gran oportunidad de negocio que significa, César sobre todo destaca que su producto contribuye con el medio ambiente. “Yo creo que generar un ahorro de recursos naturales es lo más loable del producto. Es lo más rescatable del invento”, subraya César.

En el 2012 el “Grifo ahorrador” fue premiado por el Ministerio del Ambiente en el IV Concurso Nacional de Ciudadanía Ambiental, en la Categoría Econegocios y Biocomercio, por el desarrollo de un producto amigable con el medio ambiente, ya que genera un ahorro de recursos naturales.

Este tipo de grifos resultan más que necesarios en un país como el Perú, donde cada cierto tiempo se sufren restricciones del servicio de agua potable debido a la falta de lluvias.

Según un informe del Ministerio del Ambiente, Lima es una ciudad con “escasez severa de agua”, pues la disponibilidad hídrica per cápita en la capital es de menos de 500 metros cúbicos por habitante, cuando la disponibilidad media, en el mundo, fluctúa entre 5,000 y 10.000 m3/hab. Situación similar se vive en otras ciudades de la costa peruana.

Además, el ministerio advierte que la situación se agravará en los próximos años por los efectos del cambio climático y el gradual derretimiento de los glaciares, con lo cual se reducirá la oferta de agua en nuestro país.

Próximos objetivos

Actualmente el 99% de las ventas de los “Grifos ahorradores” Enterprise son para diversas empresas, mientras que apenas el 1% es adquirido por familias para sus hogares. Conquistar ese mercado es el próximo reto de Enterprise. “En las casas es más difícil cambiar los hábitos, sobre todo porque el precio del agua aún es barata y pueden desperdiciarla”, anota José Juárez.

Es por ello que el “Grifo ahorrador” Enterprise cuenta con un segundo diseño para usarse en los hogares. En estos casos, además del cierre automático, se puede levantar la varilla para permitir dejar pasar el chorro de agua de forma continua.

Mientras tanto César -ahora con 54 años- no se duerme en sus laureles. Ya trabaja en un nuevo invento: el “Urinario ahorrativo”, el cual podría llegar a consumir hasta un 99% menos de agua. Pero esa es ya otra historia, de la cual seguramente pronto tendremos noticia. (Autor: José Carlos Reyes)

Peruano triunfa tras inventar el mejor caño ahorrador.

Peruano triunfa tras inventar el mejor caño ahorrador.

Comments are closed.